La Ortorexia Nerviosa

Cada vez más, la sociedad actual es bombardeada con información acerca de la importancia de una alimentación sana y equilibrada. En principio, esto debería ser algo positivo, puesto que debería ayudar en la prevención de la obesidad y de múltiples enfermedades. El problema aparece, cuando las empresas lo utilizan como forma de manipulación psicológica para vender más productos (por ejemplo: promover el producto como tan sano que previene de ciertas enfermedades). Entonces, aparece una preocupación que se intenta solventar comiendo más sano…

Pero, ¿qué sucede cuando comer sano y saludable se convierte en una obsesión?

1305987545_tumblr_lb1wggmpbl1qb3j8to1_500_large_large

Todos conocemos, en mayor o menor medida, la anorexia y la bulimia. Hoy, se nos presenta un nuevo concepto, la Ortorexia Nerviosa.

La Ortorexia Nerviosa, proviene del griego “orto”, que significa “derecho” o “correcta” y “orexis”, que significa apetito. Esta, es la obsesión extrema por comer de forma muy saludable, evitando cualquier alimento considerado “dañino” (que contengan sustancias artificiales, grasas, alimentos cultivados con pesticidas, etc).

El termino Ortorexia fue utilizado por primera vez por el Dr. Steve Bratman en 1997, en un número de la revista Yoga. Las personas que sufren esta patología convierten la comida en el centro de su vida, preocupándose no solo por la calidad de los alimentos, sino también de su procedencia y de su preparación.

Suele iniciarse todo, con un intento de comer de forma más saludable y cuidarse, pero poco a poco se va transformando en una obsesión, dedicándole un tiempo excesivo a la comida, a su preparación, evitando tener deslices…hasta que esto, es acompañado de frustración, culpabilidad y un fuerte malestar si no se puede llevar a cabo. También, se producen cambios en la vida social (por ejemplo, no ir a cenar o comer a restaurantes, evitar ir a ciertos sitios para no tener que comer ciertos alimentos, etc). La autoestima de la persona pasa a estar controlada y dirigida por la comida saludable.

Uno de los grupos más vulnerables a padecer esta afectación, son los deportistas. Son un grupo de riesgo puesto que necesitan de una alimentación controlada y rigurosa, y esto puede llevarles a obsesionarse con el valor nutritivo de los alimentos y al efecto de estos sobre su cuerpo.

Conozcamos algunos de los síntomas:

  • Constante preocupación por los alimentos saludables. Necesidad de conocer los ingredientes de la comida.
  • Dedicación excesiva a estos alimentos y a su preparación (más de 3 horas al día). Planificación excesiva de lo que se come.
  • Seguir reglas alimenticias muy estrictas (por ejemplo: eliminar por completo ciertos alimentos). Si esto no puede seguirse es acompañado de un fuerte malestar y una fuerte culpabilidad.
  • Preocupación por la calidad de los alimentos más que por el placer de consumirlos
  • A diferencia de otros trastornos alimenticios, como la anorexia, las personas que padecen Ortorexia hablan abiertamente sobre su alimentación. No solo eso, sino que se enorgullecen de sus hábitos e incluso menosprecian a otras personas que no siguen esas reglas, puesto que se sienten superiores a ellas.
  • Cuando la Ortorexia está muy avanzada, pueden haber pérdidas importantes de peso e incluso desnutrición, ya que la dieta se vuelve extremadamente estricta.
  • Como daño colateral, aparece el aislamiento social, ya que se dejan de hacer muchas cosas (ir a comer o cenar fuera de casa, por ejemplo), por mantener los hábitos alimenticios.

Pero, ¿cómo podemos diferenciar unos simples hábitos alimenticios con una Ortorexia?

La diferencia recae en la afectación individual. Es decir, cuando una situación (en este caso la obsesión por la comida sana), causa algún problema en la vida de la persona de tipo físico, emocional o social, podemos hablar de trastorno alimenticio. Si ninguna de estas áreas se encuentra afectada, no se puede hablar estrictamente de trastorno, pero eso no quiere decir, que en un futuro esos hábitos alimenticios no puedan desarrollar un trastorno mental.

La Ortorexia está muy vinculada al trastorno obsesivo compulsivo, por tanto el tratamiento a este tipo de trastornos será el trabajo con un profesional de la salud mental y en ciertos casos, se compaginará con tratamiento farmacológico.

En las sociedades actuales, está claro que no dejaran de aparecer nuevos alimentos y nuevas técnicas, para ser más sanos, más jóvenes y más guapos. Es importante entender toda la oferta que existe en el mercado y elegir con criterio, así como decidir cómo queremos que sea nuestra vida, en esta sociedad consumista y exigente.

Hoy, hemos conocido que sucede cuando comer sano deja de ser sano…

PLA1

Anuncios
Etiquetado , , ,

Un pensamiento en “La Ortorexia Nerviosa

  1. […] y luego cultivan ortorexia nerviosa. […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s